fbpx

Las fallas de Amazon Kindle podrían haber permitido a los atacantes controlar el dispositivo